I
Simulador

Partidos: SAK | Sagrada Alianza Kidemonita


Estos últimos tiempos, propiciado, como decíamos, por la baja actividad, ha crecido un sector muy importante de Aurora que demanda insistentemente un cambio radical y profundo de modelo. Nosotros satisfacemos estas cuestiones con nuestra característica diligencia y trabajo eficiente. Este cambio se fundamenta en la implementación de un modelo de Estado monárquico y teológico con dos protagonistas nuevos importantes: las casas nobiliarias y la religión Kidemonita.

Nuestra propuesta íntegra, focalizada, como decíamos, en una reforma completa y total a la Constitución actual, mantendría, no obstante, la estructura de todo Estado civilizado, racional y democrático. Rey sí, pero sin olvidarnos de la democracia, por supuesto. Así, adjunto a continuación lo fundamental de la misma. La concreción en forma de Constitución ya se debatirá el primer día tras nuestra entrada en el Congreso.

PROPUESTA DE MODELO DE ESTADO

Durante los últimos tiempos ha habido en Aurora una movilización sin precedentes. La recién recuperada religión Kidemonita ha resurgido y con ella ha traído una nueva esperanza para la revitalización de la actividad en Aurora. Nuevas ideas, a la par que tradicionales, han visto la luz en este proceso y hoy día el movimiento pro-monarquía, unido inevitablemente al movimiento kidemonita, de los cuales somos representantes, es una realidad.

Desde nuestro nuevo partido proponemos una nueva forma de Estado, basada en la antigua Arcadia, incorporando no obstante elementos nuevos y elementos de otra procedencia (POL, Aurora…). Buscamos, así y de esta forma, llegar a complacer a todos los ciudadanos de Aurora, con una propuesta transversal que integra pasado y presente, en un intento notorio por devolver a VirtualPOL a tiempos de actividad y de renacimiento virtual.

Nuestro proyecto de reforma del Estado aurorense se basa fundamentalmente en los siguientes tres puntos, que explicaremos a continuación:
1. Monarquía parlamentaria
2. Religión estatal
3. Casas nobiliarias

De este modo, pretendemos convertir Aurora en una monarquía parlamentaria, con un Rey, un Primer Ministro (que representarían el Poder Ejecutivo) y una Cámara de Comunes (Poder Legislativo) como instituciones principales. Destacamos que, por supuesto, seguiría existiendo un Poder Judicial, organizado, no obstante, de una forma diferente para mejorar su eficiencia. Se basaría en un Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), con dos Magistrados (uno de los cuales sería el presidente del Poder Judicial) y un Juez, a la vez que tres instituciones judiciales, el Tribunal Supremo, el Tribunal Constitucional y el Juzgado. El CGPJ repartiría conforme a la Ley Orgánica correspondiente el Magistrado/Juez y la causa.

El Rey de Aurora, con sus diversos títulos nobiliarios y religiosos, sería la máxima autoridad religiosa del kidemonismo, sería el Primer Emérito, un primus inter pares (primero entre iguales) de los eméritos, clérigos de dicha religión. En principio sería elegido por el cónclave de estos mensualmente, aunque las formas de su elección pueden complicarse más. La Casa Real tendría una cierta cantidad económica que podría manejar, para favorecer ciertas actividades en Aurora (juegos, actividades paralelas a la actividad política, etc.) o para lo que creyera conveniente. Además, el Rey tendría la principal función de jefe de roleo, encargado de la administración del roleo nobiliario, concediendo títulos, reconociendo las diversas casas... Por otra parte también tendría poder de sanción de Leyes y Decretos y el derecho de gracia, así como un poder de veto que haría que, de vetar una iniciativa en la Cámara de Comunes, esta debería pasar otra vez por él aumentando los porcentajes de aprobación de la Ley como sigue:
- Constitución: de 2/3 a 4/5 de la Cámara de Comunes necesario para su aprobación y posterior ratificación popular.
- Ley Orgánica: de 3/5 a 2/3 de la Cámara de Comunes necesario para su aprobación. Las Leyes orgánicas se refieren a derechos fundamentales.
- Ley: de 1/2 a 3/5 de la Cámara de Comunes necesario para su aprobación.

Las casas nobiliarias (entre tres y cinco, debido a la reducida demografía activa actual en Aurora) estarían constituidas por varios miembros y radicadas en alguna de las Regiones de Aurora (Bella Vista, Levantia y Solaria, Aurum estaría reservada para la Casa Real). Tendrían la capacidad de rolear, tanto en las regiones como en todos aquellos aspectos que se fuesen desarrollando a lo largo del tiempo.

La Cámara de Comunes se organizaría de igual forma a la actual, con la salvedad de lo previamente mencionado relativo a los vetos del Rey. Por su parte, el Primer Ministerio (o Presidente, el nombre exacto poco importa) tendría las mismas competencias que actualmente tiene el Presidente y sería elegido también en sufragio independiente de otros poderes e instituciones de igual forma, como digo, que hoy se elige al Presidente.



img


Ver todos